Síntomas respiratorios

Son muchos los factores que pueden causar una respiración superficial, como un resfriado común o incluso el ejercicio físico intenso. Pero sentir dificultad para respirar (como si no pudiera llenar sus pulmones con el aire suficiente) o presión en el pecho, sin ninguna causa evidente, puede ser motivo de alarma.

La misma reacción del sistema inmunitario que ocasiona otros síntomas de alergia (como congestión, inflamación o secreción nasal) también puede afectar a los pulmones y las vías respiratorias, lo que puede derivar en síntomas respiratorios. Las alergias y el asma comparten una conexión: hasta el 90 % de los niños y el 60 % de los adultos con asma padecen alergias subyacentes que activan su asma.

Síntomas respiratorios habituales:

  • Respiración por la boca
  • Presión en el pecho
  • Tos
  • Sibilancias
  • Respiración superficial

También pueden originarse problemas respiratorios a causa de elementos irritantes como:

  • Contaminación del aire
  • Vapores químicos
  • Humo de cigarrillos
  • Olores fuertes, como perfumes y lociones perfumadas     

CAUSAS HABITUALES DE SÍNTOMAS RESPIRATORIOS

Una gran variedad de problemas de salud puede causar sus molestias y problemas respiratorios, como la enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC), enfisemas, bronquitis crónica, cáncer de pulmón, tuberculosis, neumonía, asma y el estrés.

Las alergias también constituyen una causa frecuente de problemas respiratorios, como el asma alérgica. Entre los alérgenos comunes que pueden causar síntomas respiratorios se incluyen: