Alergia a los insectos

Si se siente como si tuviera un resfriado interminable, es posible que tenga alergia a los insectos. Concretamente, las cucarachas están en todas partes, pero son especialmente frecuentes en climas más cálidos y en las grandes ciudades. Suelen prosperar en estancias húmedas (por ejemplo, en baños y cocinas) y son más activas por la noche, por lo que se dispersan cuando se enciende una luz.

Las cucarachas tienen una proteína en determinadas partes de su cuerpo, en la saliva y en las heces que puede desencadenar síntomas de alergias y asma, incluso después de morir. Los síntomas pueden empeorar durante o después de la limpieza de la casa, ya que acciones como pasar la aspiradora, limpiar el polvo y barrer pueden hacer que la proteína causante de la reacción pase al aire, lo cual facilita su inhalación.

SÍNTOMAS COMUNES DE LA ALERGIA A LOS INSECTOS

Los síntomas indicados son también comunes a otras alergias, por lo que deberá consultar a su médico para asegurarse de que los insectos son la causa.

La alergia a los insectos produce síntomas similares a los de la rinitis alérgica o la alergia al polen, pero estos continúan después de la primavera o el otoño.

La alergia a los insectos puede producir los siguientes síntomas comunes:

  • Estornudos
  • Tos
  • Congestión nasal
  • Erupciones cutáneas
  • Sibilancias